Veintitrés vidas notables, por @javicasopress

Portada de la publicación editada por la AsociaciónCultural Abamia. En la imagen, Eduardo Llanos Álvarez de las Asturias, fotografiado por Benjamina Miyar. REPRODUCCIÓN JAVIER G. CASO

Veintitrés vidas notables

"Hombres y mujeres de Abamia" recoge las biografías de algunos de los personajes más ilustres de la parroquia canguesa

JAVIER G. CASO

Honrar y recordar a los que alguna vez, a lo largo de la historia, se ganaron el respeto de sus convecinos. De eso trata Hombres y mujeres de Abamia presentado recientemente en la Casa del Médico de Corao (Cangas de Onís). El libro es el último trabajo editorial de la Asociación Cultural Abamia y ha sido coordinado por Francisco José Pantín Fernández y María del Carmen Meneses Fernández-Baldor, autores a su vez junto a otras ocho personas, de algunas de las veintitrés biografías que se recogen en este volumen. Junto al esfuerzo de la asociación Abamia cabe subrayar el apoyo económico del Excelentísimo Ayuntamiento de Cangas de Onís. La publicación está dedicada a la memoria del que fuera Cronista Oficial del municipio cangués, Celso Diego Somoano, fallecido el 21 de marzo de 2012.
"Los hombres y mujeres biografiados en este libro han sido, más que nadie, los auténticos protagonistas de la Abamia que conocemos", afirma en su saluda el primer edil cangués, José Manuel González Castro. Por su parte la introducción corre a cargo de Francisco José Pantín, quien justifica la publicación de Hombres y mujeres de Abamia como una "tarea de gratitud, de respeto a la memoria de estas personas vinculadas a la parroquia de Santa Eulalia de Abamia, territorio pequeño en extensión, pero grande en protagonistas de la historia asturiana y española". A su vez Pantín atina cuando cuando afirma que Hombres y mujeres de Abamia "en absoluto es local ni localista". Y deja muy claro el por qué de esta afirmación cuando, en alusión a los biografiados, añade que "las ideas que estas personas abrazaron y defendieron son universales: los derechos y libertades del ciudadano, la intrínseca dignidad del hombre- independientemente de su posición social- y el acceso a la educación, fueron el eje central de la existencia de algunos. El gusto por el arte, la literatura y la cultura, caracterizaron la de otros. Casi todos emigraron, se abrieron a nuevos mundos y, en contacto con otros hombres, terminaron de forjar sus personalidades".
Abre la relación de personajes biografiados Don Pelayo. Y no por qué desde la asociación Abamia se reivindique que el primero de los reyes asturianos sea natural de esta parroquia canguesa, que el debate sobre los orígenes del monarca es todo un clásico. Nada de eso. La explicación es bastante más sencilla. Es la de un pueblo orgulloso de su historia. Por eso se insiste en la reivindicación de la iglesia de Santa Eulalia de Abamia como primer panteón del rey Pelayo y de su esposa Gaudiosa, en sintonía con una larga tradición que algunos parecen empeñados en olvidar, o incluso atacar, a pesar de que los últimos trabajos arqueológicos, tal y como se destaca en el libro, "han confirmado que la ocupación cristiana del lugar es cuando menos anterior al siglo X, estando verosimilmente relacionado con un templo de fundación altomedieval, situado posiblemente bajo la iglesia actual y pendiente de localizar".
Junto a Don Pelayo la lista de personajes incluidos en Hombres y mujeres de Abamia la completan Damián Cornejo, fraile, catedrático, obispo y escritor, Pedro de la Cruz Mayo, Gobernador de Lérida y Comandante General de Extremadura, Juan Bautista de Noriega Robredo, Sargento Mayor de la Plaza de México, Miguel González Villarmil, el párroco que engrandeció Abamia, Benito de Llanos Noriega, primer alcalde del Ayuntamiento Constitucional de Corao, Eulalia de Llanos Noriega, poetisa, Antonio Miyar, librero y patriota ilustrado, Roberto Frassinelli Burnitz, el alemán de Corao, uno de los protagonistas del engrandecimiento de Covadonga, Antonia Cortés Llanos , benefactora y poetisa, José Ramón Alonso Villarmil, escritor y pionero de la fotografía en Asturias, Sebastián de Soto Cortés, apasionado de los libros y de los caballos, Eduardo Llanos Álvarez de las Asturias, filántropo, mecenas y héroe nacional en Chile, Basilio Sobrecueva Miyar, fabricante de relojes, Elias José Con y Tres, militar y escritor, Ismael y Roberto Miyar Álvarez, relojeros, Ángel Sarmiento, labrador, sindicalista agrario, político y escritor, Benjamina Miyar, la única fotógrafa profesional en Asturias antes de la Guerra Civil, Félix Llanos, maestro y revolucionario, José Miguel Caso González, catedrático de Literatura y Maximino Blanco del Dago, arquitecto técnico, ceramista y apasionado de la cultura asturiana.  

En resumen, no cabe más que elogiar una vez más a la Asociación Cultural Abamia que, con este quinto título publicado, amplía aún más su labor en pro de la divulgación de la historia y la cultura de esta parroquia del concejo de Cangas de Onís para disfrute de todos los interesados en conocer nuestro pasado.

http://www.periodisticos.com/ 

  

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*