También la libertad de prensa está infectada en África por el #coronavirus, por Reporteros Sin Fronteras (@rsf_es)

Reporteros Sin FronterasA medida que la pandemia de coronavirus se extiende por el continente africano, Reporteros Sin Fronteras (RSF) lamenta el aumento de los actos de intimidación, agresión y censura contra periodistas y medios de comunicación del continente que cubren la actual crisis sanitaria. RSF pide a las autoridades que no persigan al objetivo equivocado y sí garanticen la libertad de información, puesto que es más necesaria que nunca.

El viernes, 27 de marzo, África ya contabilizaba 3,337 contagios y 90 muertes por coronavirus. Casi todos los 55 estados miembros de la Unión Africana están afectados por la pandemia y la soga se aprieta peligrosamente para los periodistas en el continente.

En la República Democrática del Congo, Tholi Totali Glody, reportero de Alfajari TV, fue perseguido y después derribado de su motocicleta por agentes de policía mientras grababa un reportaje sobre el confinamiento impuesto a los habitantes de su provincia. Episodios casi idénticos ocurrieron en Senegal, donde un equipo de Touba TV recibió varios golpes de porra de un oficial de policía, a pesar de que tenían una autorización de la prefectura para cubrir el encierro, o en Uganda, donde el director de la Red de Radio de Uganda, Julius Ocungi, fue atacado por las fuerzas del orden, que le robaron dinero y su cámara cuando trataba de cubrir el cierre de un bar. En Nigeria, varios periodistas del canal TVC que acompañaban a las fuerzas de seguridad mientras se cerraban lugares públicos, también fueron agredidos y miembros de una iglesia en Lagos, la capital económica, les robaron sus teléfonos. En Etiopía, un trol con más de 30.000 seguidores acusó de ser portadores del virus a dos periodistas de extranjeros, Tom Gardner ( The Economist y The Guardian ) y Robbie Corey-Boulet (AFP).
Leer más

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*