Sigue la represión a periodistas en París, por @FeSPeriodistas

Apelando a la “ley Mordaza” de Valls, la policía sigue impidiendo que el periodista Nnoman acceda a las manifestaciones contra la reforma laboral.

El periodista José Bautista publica en “lamarea.es” que “el levantamiento del veto policial al fotoperiodista francés NnoMan ha durado sólo unas horas. Este martes por la mañana, la Prefectura de la Policía de París anuló la orden que prohibía a Nnoman acceder a las zonas donde se desarrollan hoy las manifestaciones contra la reforma laboral. Sin embargo, en torno a las dos y media de la tarde, el fotoperiodista ha vuelto a ser retenido por los agentes cuando trataba de volver a acceder al núcleo de las manifestaciones. La policía también ha retenido y ha negado el acceso a otros reporteros que acompañaban a NnoMan. Según el citado fotoperiodista, de nada sirvió enseñar su acreditación de prensa, ni el levantamiento de la prohibición firmado por la Prefectura de Policía.

Además, Nnoman asegura que los agentes quisieron confiscarle el casco (con insignia grande en la que se lee TV), así como su máscara antigas y las gafas protectoras. El fotoperiodista ha emitido todo el proceso en vivo a través de Periscope (lo siguieron en directo más de 4.000 personas). En el vídeo, Nnoman ha señalado que no quiere “convertirse en un símbolo” sino solamente “hacer su trabajo”. “Lanzan botellas y bombas de gas lacrimógeno. Necesito mi equipo, es mi trabajo”, declaraba a través de la retransmisión. La policía, tras dejar claro que no le iba a permitir el paso, cerraba la discusión con un “así es la vida”.

Este martes por la mañana la Prefectura de la Policía de París decidió levantar la prohibición impuesta al fotoperiodista que le vetaba el acceso a la plaza de la República, núcleo del movimiento Nuit Debout (Noche en Pie), y a los barrios por los que transcurren las protestas convocadas por los siete principales sindicatos franceses en contra de la polémica reforma laboral del gobierno socialista de François Hollande. La orden policial carecía del visto bueno de un juez, una excepción legal permitida en el marco del estado de excepción que rige Francia desde los atentados de noviembre y que ya había dado lugar a episodios similares en contra de ecologistas, activistas y abogados.”

Artículo completo: http://www.lamarea.com/2016/05/17/la-policia-francesa-da-marcha-atras-y-retira-la-prohibicion-que-impedia-trabajar-a-un-fotoperiodista/

 

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*