Periodistas en medio del fuego cruzado de China y Estados Unidos, por @FeSPeriodistas

Ambos países limitan los derechos de los periodistas y utilizan a los informadores para dirimir sus desinteligencias. La FIP deplora que “el declive en sus relaciones haya llevado a ataques injustificados contra periodistas”.

Hace dos semanas el Gobierno de Donald Trump decidiera que los medios públicos chinos en los Estados Unidos (Xinhua, CGTN, Radio China, China Daily y The People’s Daily ) debían recortar su personal a 100 trabajadores.

Es lo que ha tardado Beijing en tomar su represalia prohibiendo a periodistas de The New York Times , The Wall Street Journal y The Washington Post tienen trabajar en China.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de China ha anunciado esta mañana que cualquier ciudadano estadounidense que trabaje para es trío de publicaciones dentro de China y cuyas credenciales expiren a fin de año debe renunciar a sus credenciales dentro de 10 días y dejar de trabajar dentro de sus fronteras, así como dentro de las regiones autónomas de Hong Kong y Macao.

El ministerio también exigió que los tres periódicos, así como la revista Voice of America y Time , les presente por escrito detalles sobre su personal en sus sede en China, un portavoz del ministerio explicó estas exigencias como “contramedidas totalmente necesarias y recíprocas”.

“Las organizaciones de medios extranjeros y los periodistas que cubren historias de acuerdo con las leyes y reglamentos siempre son bienvenidos en China, y recibirán asistencia continua de nuestra parte”, dijo el portavoz en un comunicado.

“Lo que rechazamos es el sesgo ideológico contra China, las noticias falsas hechas en nombre de la libertad de prensa y las violaciones de la ética en el periodismo”, agregó el vocero. “Hacemos un llamado a los medios de comunicación y periodistas extranjeros para que jueguen un papel positivo en el avance del entendimiento mutuo entre China y el resto del mundo”.

Ante esta situación que toma como rehenes a los informadores la directora ejecutiva de PEN America, Suzanne Nossel, ha señalado: “En un momento en que los hechos y la información son una cuestión de vida o muerte para miles de millones de personas en todo el mundo, el ciclo de represalias entre Beijing y Washington por el papel de los periodistas es increíblemente equivocado y un grave riesgo para la seguridad pública.

Ambos países deberían levantar cualquier restricción aplicable y permitir que los medios de comunicación profesionales desempeñen su deber de informar”.

Por su parte la Federación Inernacional de Periodistas (FIP), a la que pertenece la FeSP, ha dicho: “El flujo libre de información que facilitan los periodistas es fundamental, particularmente frente a la pandemia de coronavirus. La FIP está decepcionada por el declive en las relaciones entre Estados Unidos y China que han llevado a ataques injustificados contra periodistas”.

npr.org/2020/03/17/817214390/china-pulls-credentials-from-journalists-at-3-major-u-s-publications?t=1584527736867

https://www.ifj.org/media-centre/news/detail/category/press-releases/article/china-us-journalist-press-passes-revoked-for-ideological-bias.html

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*