Periodista en paro, nuevas oportunidades online

trabajo 3

La historia la conocemos bien, demasiado bien, lamentablemente. Nos explicamos: eres periodista. Te has formado durante años en una carrera de cuatro o cinco años y puede que también hayas realizado algunos cursos de formación posteriores. Incluso puede que estudiaras un máster profesional para ampliar tus conocimientos y tener así una hoja de currículum intachable, atractiva para las empresas. Pero, desgraciadamente, la empresa por la que apostaste hace una de las cosas siguientes a enumerar:

  • En la empresa se te valora, pero el salario y la categoría profesional que te reconoce no es la apropiada a tus conocimientos y tu valía
  • Se te valora, pero no pueden pagar bien y aunque el espíritu es bueno, tienes la sensación de que estás malvendiendo tu trabajo.
  • No se te valora ni se te aprecia, aunque puedas estar bien pagado e incluso con un cargo que debería suponerte un mejor trato.
  • Puede que te valoren y te sepan aprovechar bien, pero trabajar en esa empresa te supone una presión y un estrés continuos que no te permite llevar una vida cómoda fuera del trabajo.
  • Queda, por supuesto, una última situación: la empresa ha cerrado o ha procedido a un periodo de despidos y has formado parte de las bajas de la misma

Sea cual sea tu situación, en todos estos casos debes hacer algo si eres periodista o un comunicador y necesitas dar un paso adelante. Sobre todo cuando no tienes empleo y la situación económica no te permite continuar en una situación plácida de búsqueda de trabajo.

La solución que muchos profesionales están encontrando, aunque quizás no era la soñada ni la idónea para sus planes iniciales, es trabajar para ti mismo o para una o varias empresas como freelance o colaborador externo. La segunda opción es conocida por todos y supone, en casi todos los casos, con las normativas laborales vigentes en la actualidad, hacerte autónomo y cotizar como tal, lo que implica que para que a final de mes tengas una cantidad líquida que te compense, has de ingresar y facturar una importante cantidad de dinero.

Pero centrémonos en la primera opción de las dos: trabajar para ti mismo. Quizás te pueda resultar algo imposible o inviable en estos momentos que atraviesa la economía mundial, pero sin duda que lo que te hará más libre es generar por ti mismo tus ingresos y no depender en exceso de terceros. Por supuesto, dependerás, cómo no, del mercado y de los clientes, pero sólo tú o por quienes te dejes acompañar, marcarán las sendas de tu nueva vida laboral y tu nuevo trabajo o empresa que puedas llegar a fundar.

trabajo

Cómo hacerlo

Más o menos habrás escuchado alguna vez eso de escribir tu propio blog o tener tu propia página web para generar esos ingresos. Si eres un profesional de la comunicación, no tienes problemas para vivir creando contenidos. Y eso es lo que Internet demanda sin parar. Contenidos sin fin. La gente demanda noticias, notas curiosas, vídeos graciosos o estremecedores, páginas que enseñen a cómo hacer cosas, webs de recetas, trucos caseros o consejos para una vida en pareja, para tener mascota o cómo decorar tu casa. Son miles las posibilidades que tiene en estos momentos Internet y todas ellas tienen demanda.

Por supuesto, el objetivo es único e indudable: generar ingresos publicitarios directos o indirectos con tus contenidos. Te preguntarás... ¿cómo puede ser directo o indirecto? Bien. Te explicamos. Lo simple es pensar que harás una página y que la gente la leerá y accederá a ella porque eres muy bueno haciendo lo que haces, y que poniendo unos cuantos anuncios o banners podrás ganarte la vida con ello. Si alguna vez te han contado algo así, te están contando un cuento chino, o, peor, te están intentando timar con algún reclamo para que confíes alguna pequeña inversión inicial en ello.

Pero no. Las cosas no funcionan así. Se trata de que generes contenidos de muy distintas formas, como por ejemplo tener una página web, lo más habitual, pero también un canal de vídeos en Youtube, una página de seguidores de alguna afición en Facebook o una tienda online. Con todos estos consejos puedes sumar una serie de dinero que, aunando todas las ideas, te permitan vivir de ellas a fin de mes.

Seguro que en alguna ocasión habrás oído mencionar algunos de estos conceptos de la web en la actualidad: el SEO, webs temáticas como el turismo, los viajes, la moda, el motor, la música... también habrás escuchado el concepto de marketing online, el blogging... pues bien, todo ello es una realidad hoy en día y miles de personas viven de ello, ya sea a través de la empresa para la que trabajan como en su propio negocio.

Se trata por tanto de ser emprendedor, crear una start up o bien, actuar como autónomo y particular. Un ejemplo, para el caso del que sea un buen redactor y por tanto un buen creador de contenidos, es escribir un blog o una web temática. Los blogs o webs temáticas son las que se especializan en un único tema o sus temas relacionados. Elegir un buen tema te puede dar la llave para ganar dinero o, bien, equivocarte y tener que ver cómo su rentabilidad es cero o negativa. Por dar un ejemplo, en estos momentos uno de los temas que puedes elegir y que están creando un gran mercado de contenidos monetizables es el turismo.

Los blogs y webs de contenido de turismo te permiten estar en el foco de las empresas que están muy interesadas en encontrar potenciales clientes para contratar sus viajes, sus servicios de alquiler de casas vacacionales o para que se use sus típicos comparadores de precios de hoteles y de vuelos de avión. Seguro que te vienen a la cabeza muchas empresas como Trivago, Atrápalo, Booking, Windu, que se anuncian con mucha fuerza en televisión. Bien, pues en Internet pasa exactamente lo mismo, ya que necesitan encontrar y ampliar mercado en este sector y por eso quieren aparecer en las páginas de contenido sobre turismo. Dependiendo de la calidad de tu página, estarán más o menos interesados en aparecer en la tuya, y también pagarán más o menos en función de diversos criterios: tráfico real de visitas de tu web, la calificación y calidad que tiene, el buen hosting de tu servidor y la imagen pública que das al exterior. ¿Se puede vivir simplemente de un blog de viajes o de turismo? La respuesta es sí, pero tienes que alcanzar un gran nivel de tráfico y de calidad de calificación, como es la nota de Google Rank que se te otorgue, así como la autoridad de tu domino y de tu página.

Para todo ello es importante y fundamental el SEO. Imaginamos que conoces este concepto, y no es otra cosa que la capacidad que generas para ser encontrado a través de los buscadores. Google se lleva el 100% del mercado de los buscadores online, por lo que tu web debe ser apreciada por Google y que tus contenidos sean indexados por el buscador más conocido el mundo. Eso genera por un lado tráfico, pero por el otro, una calificación de alta calidad, que es como se guían las empresas anunciantes para ofertar sus publicidades.

Todo ello te hará ser un experto en marketing online o marketing de contenidos: debes combinar la capacidad de hacer una web o blog con contenidos de calidad que tú mismo leerías por su interés, al tiempo de ser atractivo para los potenciales anunciantes. Cuanto más te especialices en un tema, más concreta será también la posible publicidad que entre a tu página, y por tanto, si bien será de alta calidad, se reducirá el mercado a un sector concreto de la industria. Eso no debes verlo como un error o un impedimento para ganar dinero, sino todo lo contrario: la especialización te permite destacar más en un sector cuando la competencia es superior en capital y recursos en otros campos, como suele ser el sector generalista de los contenidos: diarios digitales y portales web.

Para toda esta aventura se te aconsejará siempre recibir una pequeña formación, que puede ser académica como autodidacta. Para crear una marca personal en Internet y ser fuerte en redes sociales con tu blog o tu web, tienes que conocer todos los secretos que te permiten tener presencia online. En el vídeo que verás sobre estas líneas se te instruye, concretamente, en cómo crear y desarrollar esa marca personal y tener presencia de peso en las redes sociales.

Tener seguidores sociales en redes como Facebook y Twitter es fundamental para que tengas tráfico fiel y también las empresas apuesten por tu página, ya que muchas veces te contratarán un contenido o un anuncio en función de la capacidad que tengas para tener presencia online. Como también sabrás, otras redes sociales como Instagram o Flickr son utilizadas también por las empresas para captar seguidores y no son sólo herramientas para el ocio y las relaciones privadas.

Acerca de @Periodisticos 7542 Articles
Comunidad virtual de periodistas, blogueros, comunicadores, profesionales de este sector en paro, en situación laboral precaria o estudiantes que buscan su primer trabajo o becas

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*