Papel y teléfono, por José Manuel Padilla Ruiz (@jmpadillar)

77399-825-550.jpg


El presidente de la CEOE, Joan Rosell, dice que en la Administración "hay mucha grasa que hay que extirpar". 20minutos

José Manuel Padilla Ruiz. Periodista.

El presidente de la CEOE, Joan Rosell, ha sido protagonista de unas polémicas declaraciones y ha acusado a los  funcionarios públicos de “gastar en papel y teléfono en vez de trabajar”.

No seré yo quien defienda a los funcionarios, porque he padecido, en ocasiones, la “sordera temporal” de algunos de ellos que parece que no oyen el teléfono en cuanto aprueban una oposición.

Pero las declaraciones de Rosell son vergonzantes. Primero. Porque son las políticas que promueve la CEOE las que facilitan la “precarización” de la vida laboral de los trabajadores.

Segundo, se demoniza a los funcionarios, pero ha pensado el señor Rosell, ¿por qué los españoles prefieren estudiar una oposición a trabajar en una empresa privada?

Tercero, me parece lamentable la labor de “descrédito” que hacen la CEOE y sus organizaciones satélites a los funcionarios, mientras ellos defienden la “precariazación” de los trabajadores. Trabajar más y gratis...El trabajo o es digno o no es trabajo.

Cuarto, la CEOE critica el funcionamiento de los servicios públicos se pone en tela de juicio cuando los gestiona la Administración y promueven la privatización de los servicios, con la pérdida de la calidad de los mismos.

Un ejemplo de abusos es el ex marido de Ana Mato, Jesús Sepúlveda, quien llegó a cobrar 6 sueldos de dinero público, mientras que hay más de 5 millones de parados.

En definitiva, igualdad, mérito y capacidad, en lugar de “enchufismo” y vigilancia del funcionamiento de los servicios públicos e inspecciones en lugar de externalizaciones y privatizaciones. 

Ójala el problema de la función pública fuera sólo el uso del papel y el teléfono...

1 Comment

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*