Oxitocina, emociones y felicidad, por María Miret (@periodistia)

Salud y espiritualidad 

Paul Zak habla de confianza, moral y oxitocina en este video TED, mientras el nº 21 de la revista Ob Stare está dedicado a esta hormona "de la felicidad". Son los abrazos, no drogas, los que estimulan la confianza, tal y como se ha demostrado en los estudios sobre la oxitocina. Por su parte, según un trabajo publicado en Revista Española de Cardiología las emociones pueden influir en la variabilidad de la frecuencia cardiaca, mientras que regularlas ayuda a reducir el impacto cardiovascular. Otro estudio publicado en la revista científica General Hospital Psychiatry desmiente que las fases de la luna afecten a nuestro estado psicológico.

La Comisión “Emociones y Salud” de la Sociedad Española para el Estudio de la Ansiedad y el Estrés (SEAS) trabaja desde la primera mitad de los años 90 en el estudio, investigación y diseminación de los procesos emocionales relacionales relacionados con la salud y la enfermedad. El Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid colabora en el Proyecto Emociones y Salud y ya son numerosos los estudios sobre las emociones.

Sobre cerebro y emociones habló el neurocientífico Antonio Damasio en su visita a Madrid en mayo de 2012 y el equipo del neurocientífico estadounidense Aron K. Barbey ha creado el primer mapa de la inteligencia emocional en un trabajo publicado en la revista Social Cognitive & Affective Neuroscience.

"El corazón tiene cerebro" según la matemática Annie Marquier, que investiga la conciencia y asegura que "el corazón contiene un sistema nervioso independiente y bien desarrollado con más de 40.000 neuronas y una compleja y tupida red de neurotransmisores, proteínas y células de apoyo" gracias al cual "puede influir en nuestra percepción de la realidad" y en nuestras reacciones. Unas afirmaciones que ya abordé en este post sobre Corazón y mente, Emociones y cardiopatías, de 12 octubre 2013.

Hablando de intuición, la forma de tomar decisiones de los humanos podría seguir la lógica como una forma de pensar intuitiva, según sugiere un trabajo realizado por el investigador Wim De Neys, científico psicológico de la Universidad de Toulouse, en Francia, publicada en enero en la revista Perspectivas on Psychological Science.

Por su parte, la espiritualidad ha llegado ya a la psiquiatría y el Dr. Casado recuerda la importancia de la dimensión transcendente del ser humano para la salud en este post sobre Leonardo Boff. Además, "la meditación podría cambiar nuestros genes" como asegura este artículo publicado en Muy interesante.

Para abordar estos y otros temas, el Foro Nueva Conciencia se celebró en Madrid en marzo 2012.

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*