No pasa nada, por Vicente García Nebot

En el Ayuntamiento de Castellón nunca pasa nada. Que en diciembre de 2008 el Tribunal Supremo dice que el Plan General PGOU es nulo. No pasa nada lo sometemos de nuevo a exposición pública y ya está.

Que se presentan casi 700 alegaciones. Pues las desestimamos y tampoco pasa nada. Total nuestros amigos de la Generalitat dirán que lo hemos hecho muy bien y los amigachos del TSJ de la Comunidad Valenciana nos harán la ola diciendo que son buenísimos ejecutando sentencias y resucitando “PGOUs”.

Que tres años después el Tribunal Supremo dice que ya está bien de tomarle el pelo, y que no se ejecutó bien la sentencia que declaró radicalmente nulo el PGOU. Y que lo que tienen que hacer es adecuarlo a la legislación actual. Pues tampoco pasa nada. Si total desde 1985 el crecimiento de la ciudad de Castellón no ha estado en manos de los ciudadanos. O por lo menos de todos los ciudadanos. Han sido unos pocos con influencias los que, según sus intereses, han ido modificándolo, cambiándolo y reclasificándolo a la carta.

Mientras tanto los diferentes alcaldes, Gimeno, Fabra, y ahora Bataller, sufrian un importante desgaste de cervicales de tanto asentir a cada propuesta que esos ciudadanos cualificados les hacían.

Hemos perdido tres años de oro para hacer un PGOU para el primer cuarto del Siglo XXI. Para ordenar la ciudad y que parezca eso, una ciudad, y no un conjunto de parches nacidos de ocurrencias. Ahora el Tribunal Supremo nos da de nuevo la oportunidad de REVISAR EL PGOU. Pero que se apuestan ustedes que el nuevo alcalde, al igual que sus predecesores será incapaz de decidir por sí solo y ordenar que se empiece la revisión del Plan de 1985. Al tiempo. Que por lo visto de eso nos sobra.

 

Vicente J. GARCÍA NEBOT

www.vicentegarcianebot.com

 

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*