Leyendas, historia y datos sobre yihadistas, por @CarlosPenedoC

Columna de opinión publicada en Estrella Digital.
Iglesia de san Román en Toledo que 
alberga el Museo de la Cultura Visigoda. / PND
UNO - En el Boletín Oficial del Estado de 6 de mayo de 1969 el dictador Franco firma el decreto de fundación del Museo de los Concilios y de la Cultura Visigoda en Toledo. El texto dice que "la época visigoda constituye un estrato básico en la forja del espíritu unitario del pueblo español". Recuerda la exposición de motivos que "aquel contingente de gentes invasoras" eran nada menos que "las más cultas de todos los germanos", recuerda el viaje al catolicismo de Recaredo en el 589 "y con ella la conversión de todo el pueblo godo a la verdadera fe", y el hallazgo en ese periodo de "una fórmula espléndida de convivencia entre la Iglesia y el Estado". 
Lo que la historia nos dice de aquellos tres siglos de dirección política visigoda (409-711) es la sucesión de reyes y disputas internas, su escaso e intermitente control militar de la península, disputado por otros godos menos leídos, bizantinos en la costa y francos al norte.
DOS - Cuando Alfonso VI entra en 1085 en Toledo, en un lugar cercano a la puerta del Valmardón su caballo se detiene, se hinca de rodillas ante una mezquita y se niega a dar un paso: allí encuentran enterrada la imagen de un Cristo, oculto durante los más de tres siglos de dominación musulmana, junto con una lámpara de aceite que no había dejado un segundo de alumbrar. Un adoquín blanco en la puerta nos recuerda la decisión del caballo.
Lo que nos dice la historia es que en aquella conquista no se disparó una ballesta, que la caída de Toledo supone un importante avance de la llamada Reconquista y que desde muy temprano los reyes cristianos tuvieron la voluntad política de construirse una historia que incluyera desde los romanos hispanos a aquellos visigodos a los que Franco tuvo en alta estima.
Ya en el siglo XVIII se esculpieron 108 estatuas de todos los reyes que en España habían sido, incluida la familia completa de los godos, para situar en la cornisa del palacio real de Madrid, pero era tanto el peso de la historia que ante el peligro de aplastar a los últimos representantes de las dinastías reales se decidió prudentemente colocarlos en la plaza de Oriente y en el parque del Retiro.
TRES - En la Memoria de la Fiscalía General del Estado 2015, que recoge los datos de un año antes, leemos que "el número de Sentencias recaídas durante el año 2014 en materia de terrorismo ha sido de 39: 33 respecto a ETA y su entorno, tres respecto al terrorismo radical de origen gallego, dos respecto al terrorismo internacional yihadista y uno de terrorismo anarcoinsurreccionalista".
"Fueron juzgados 142 acusados" y "el número total de condenados por terrorismo ha sido de 70: 61 de la Organización Terrorista ETA y su entorno, dos condenados por terrorismo internacional yihadista, seis por terrorismo radical independentista y uno por terrorismo anarcoinsurreccionalista".
Aquí hay cifras, no leyendas ni aún historia. En los periódicos, donde dicen que se escribe un esbozo, se publican a diario las continuas detenciones de yihadistas, que sumaron en 2014 un total de 36 en territorio nacional, según el Ministerio del Interior.
La "amenaza más grave para nuestra sociedad", que se califica en varias ocasiones en la Memoria como "fenómeno proteico", signifique lo que signifique, que centra la actividad de la Guardia Civil (80.000 agentes), Policía Nacional (68.000), CNI (3.500) y, fuera de España, de las Fuerzas Armadas (125.000), tuvo en 2014 un total de 36 personas detenidas y dos condenados.
Añade la Memoria que en las cárceles españolas hay 17 penados cumpliendo condenas por terrorismo yihadista (11 por los atentados del 11-M) y 62 presos preventivos; además un centenar de personas ha viajado desde España a zona de conflicto, de los que han vuelto una veintena (retornados) y siete han sido detenidos.
Mezquita del Cristo de la Luz, Toledo / PND
Probablemente el caballo de Alfonso VI y hasta el ministro de Educación y Cultura de Franco en 1969, José Luis Villar Palasí, podrían elaborar una explicación político-literaria -un relato, dicen ahora los modernos- de que, durante el año pasado, el número de condenas a terroristas independentistas gallegos supere al de yihadistas.
Mientras llega una explicación plausible, se recomienda visitar en Toledo la mezquita del Cristo de la Luz -mil años de historia nos contemplan- y la iglesia de San Román, sede ésta del citado Museo de la Cultura Visigoda, ubicado en una espléndida iglesia mudéjar con pinturas entre las que aparece un mural de la resurrección de los muertos, pero con ese estilo románico que no da casi miedo.

Sugerencias



Vergara y Ágreda en Orgullo y Satisfacción, diciembre 2015.

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*