Las nuevas apps revolucionan el ligoteo y el ocio, por @moniaguado85

Ah… cómo hemos cambiado, que cantaban Presuntos Implicados hace mil años. Justo los años en que ligar era diferente, y hacer planes también. Y me enteraba de los conciertos, de los campamentos, de las fiestukis de los pueblos por el boca a boca, por los periódicos o por mi tía que vivía en otro barrio y me informaba. Y los años en que ligábamos en bares (imaginaros lo lento que iba en el Pamplona, norteños nosotros, ariscos con amor por naturaleza), elegíamos un bar nuevo, por renovar el ambiente, y lo explotábamos noche de viernes tras noche de viernes, hasta acabar ligando con el tío que te pirraba ya 4 findes seguidos…

El ligoteo de antes

Hace años que recuerdo con nostalgia (sobre todo cuando llueve, como este mes) cuando quedábamos en una plaza del barrio con todos los amigotes y teníamos que esperar a que llegaran porque no había móviles para avisar. Recuerdo cuando iba recogiendo cual escoba del tour a todas las amigas que vivían en el camino hacia la plaza, llamándolas una a una al telefonillo.

También recuerdo el correveydile de cuando te gustaba un chico, y le decías a tu coleguita que le dijera que te gustaba (o que te gustabas de él, como se dice en Pamplona) y entonces tenías que esperar a que volviera tu amiga para que te explicara la reacción que había tenido. Y recuerdo el conocer chicos en un bar, y hablar con ellos, y tantear el terreno, y tomar chupitos.. y ya no recordar nada más ;)

Y recuerdo los chats, donde conocía gente y “quedaba” con esa gente en una plaza (previo aviso a mis amigos por si era un secuestrador o un asesino, o directamente ,me acompañaban) y si me molaban de lejos, me acercaba, porque no les había visto la cara nunca, como mucho había hablado por teléfono. Y entonces nos conocíamos en persona, y si saltaban las chispas… quedábamos otro día, y otro, y otro…

Tinder y Happn te lo ponen fácil

Seguro que habéis oído hablar de ellas si tenéis amigos solteros (o no tan solteros). O sois solter@s. Nuevas formas de ligar para los tiempos que corren. Móvil en mano. Como debe ser. Si no levantamos la vista del móvil ni cuando vamos al baño, o mientras charlamos en un bar echando una birra (a no ser que haya un atractivo tiarrón que nos hace tilín con el que poder hablar de mindungadas para acabar la noche con él), ¿por qué no aprovechar el tirón y hacer algo útil mientras? como ligar, por ejemplo.

Tinder

Tinder App

Tinder es una app con radar. Así como lo oyes. Te haces tu perfil, eliges si quieres conocer chicos o chicas o ambos, la edad, y los kilómetros de distancia que te separan y empiezas a “jugar”. Te van saliendo perfiles de otros usuarios y tienes la opción de rechazarlos o de aceptarlos. Si has aceptado a Pepe, y a Pepe le has gustado antes te saldrá una imagen que te dice que ha habido una coincidencia. Y resulta que está a menos de 2 km. Yuju! A Pepe le gustas y ahora los dos lo sabéis. ¿A qué esperas para hablar con él? El tiempo justo en el que se te abre un chat. Parlotea el tiempo que quieras y si te mola.. lo tienes al ladito para quedar con él. A partir de ahí, vosotros elegís si se queda en un simple encuentro o.. ¿quién sabe?

Happn

Happn es muy parecido a Tinder, pero en vez de elegir los kilómetros de distancia que te separan de tu futuro affaire, te muestra las personas con las que te has cruzado que también tienen la app. ¿Divertido? Si, mucho. ¿Peligroso? También. Si te lo has cruzado varias veces por tu barrio… ¿no será que es tu vecino? Si sólo quieres descargar tensiones, recuerda que te lo vas a cruzar a menudo. Si te molan los malasañeros, ya sabes, enchufa tu app y pásate por allí :) ¿Que te molaría más conseguir un rico ejecutivo? Coge el metro y dirígete a la castellana, alguno habrá que use la app.

Si has caído rendida de amor por un tipo que viste en una disco una vez, seguro que quieres volver a verlo y averiguar si tiene Happn. Ve de nuevo a la disco con la app en on, y crúzate con él tantas veces sea necesario. Ya no hace falta pedir el teléfono, si es un chico Happn, ya podrás contactar con él! :) ¡Cuántas veces nos cruzamos con gente a la que aguantamos la mirada, sonreímos e incluso le guiñamos el ojo! Pocas veces en la historia ha pasado de ahí, pero ahora tienes la oportunidad de dar un paso más.

Happn App

Ya no más planes frustrados

De repente, llega el viernes, y no tienes nada interesante que hacer. A no ser que tengas un par de apps que mediante unos algoritmos registren tu Facebook, tus gustos, tus aficiones y a tus amigos y te hagan una agenda totalmente personalizada que te ofrecen los planes que más te van a molar de la ciudad. Atrás quedó mirar periódicos (muy atrás), preguntar a los compis de curro (¿crees que tienes los mismo gustos que Ramírez?), o buscar durante horas por Internet buscando un plan asequible y que mole de verdad.

Fever

Fever es una app que creó un chavalillo de Castellón, visionario donde los haya, y que ha triunfado en Nueva York y Barcelona y ahora lo hace también en Madrid. La app se divide en 6 categorías (moda, fiestas, arte, gastro, deportes y conciertos). Te apuntas, te hace un listado personalizado de los eventos más molones de la ciudad teniendo en cuenta tus gustos e intereses, tus interacciones y las de la gente a la que sigues. Además puedes comprar las entradas para el concierto de Pepe, aquel chico que conociste por Tinder y que tiene un grupillo de indie pop, en sólo dos clics y te envían la entrada al móvil. Y puedes filtrar por zonas: Malasaña, Lavapiés, Chueca, Ópera, Bilbao… ¿Te animas a probarla?

What’s red

What’s red está en más ciudad: Madrid, Barcelona, Bilbao, Zaragoza, Valencia, Sevilla y Málaga. Esta app utiliza la geolocalización y también te permite personalizar tus intereses para que sólo encuentre lo que realmente te motiva. Te descargas la app, te logeas (puedes introducir tu usuario de Coca-Cola… ahora entiendo lo de red), buscas el plan, pulsas en “vale, lo quiero” y vas al punto de venta para canjear el plan. ¿Canjear el plan? ¿Por qué? Porque te hacen descuentos y promos. No es tan cómoda como Fever, claro está, pero ofrece los planes que tienes más cerquita. ¿Que has quedado con un colega en el bar de siempre y os apetece algo distinto? Miras What’s red y ves que a la vuelta de la esquina hay una fiestuki loca en la que poder usar tu Happn… y la noche cambia de color! :)

¿Sois de la vieja escuela y os mola más el flirteo con compis de curro o el rollo cita tras cita hasta alcanzar la tercera base? ¿Os animáis al mundo app porque no tenéis tiempo ni de salir, como para tener tiempo de ligar (ya sabemos que es un proceso más largo)? ¿Habéis probado alguna de estas app y quieres contarme lo que molan o lo que decepcionan? ¿Recomendaríais esta app a algún colega que hace tiempo que no se come un rosco? Cuéntamelo todo, que soy una cotilla. Si te mola el recopilatorio de apps, ya sabes, compartir es vivir :)

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*