La 'ley mordaza' y los derechos de los periodistas, por @FeSPeriodistas

Entre otros desatinos la proyectada Ley de Seguridad Ciudadana tiene seis puntos muy restrictivos del libre trabajo de los periodistas y del resto de comunicadores.

 

El portal “Media.cat” ha hecho un extracto de los seis puntos de la proyectada Ley de Seguridad Ciudadana, (Ley Mordaza) que afectarán de manera muy restrictiva el libre ejerccio de los periodistas y resto de comunicadores.

1. Libertad de expresión: Uno de los derechos más básicos de cualquier democracia quedará en peligro con el nuevo delito que incluirá el Código Penal en su artículo 559. Este penalizará "La distribución o difusión pública, a través de cualquier medio, de mensajes o consignas que inciten a la comisión de alguno de los delitos de alteración del orden público del artículo 557 bis ". Como precisamente los posibles de alteración del orden público aumentan considerablemente, queda al aire hasta qué punto informar de una futura manifestación puede considerarse "difusión pública de mensajes".

2. Libertad de expresión (bis): El nuevo Código Penal también prevé castigar con multas de entre 1.000 y 30.000 euros simples opiniones en penalizar las "ofensas o ultrajes" en España, las comunidades autónomas, entidades locales y sus instituciones, símbolos o himnos.

El ministerio español del Interior ha negado a especificar en qué consistirán exactamente estas "ofensas" y se limitó a decir que eso ya lo determinará la "casuística". Otros delitos de opinión como "el enaltecimiento del terrorismo" o el "menosprecio y humillación a las víctimas" ven incrementadas sus penas.

3. Libertad de información: El artículo 36.26 del proyecto de Ley de Seguridad Ciudadana prohíbe "El uso no autoriza de imágenes o datos personales o profesionales de autoridades o miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad (...) o las instalaciones protegidas ".

Si bien es cierto que ante la ola de críticas que esta propuesta desató, va incluirse la coletilla "respetando el derecho fundamental a la información", esto no ha calmado los ánimos de las asociaciones profesionales de periodistas y fotógrafos no de abogados de derechos humanos. Estos temen que con la nueva ley sea mucho más difícil documentar e informar de los abusos policiales.

4. Libertad de prensa: El 22 de julio está previsto que se vote en el Congreso la reforma de la Ley de Propiedad Intelectual. Su borrador actual prevé el cierre administrativo de webs sin intervención judicial previa. Para ello se obligará a los proveedores de servicios de alojamiento, enlace, publicidad y sistemas de pago a ejecutar ellos mismos la censura, bajo amenaza de multa administrativa.

5. Protección de fuentes: Esta ley también endurece las medidas de control de internet en múltiples frentes, ilegalizando, por ejemplo, el software destinado a la seguridad informática o el simple entrega de contraseñas de acceso.

El trabajo de los periodistas especializados en investigación de temas sensibles quedará, por tanto, terriblemente dificultada.

6. Libertad de información (bis): Por primera vez en España podría considerarse delito la simple consulta de páginas web, que se considerará "ciberterrorismo". Es cierto que, por ahora, se limitará a portales o foros de adiestramiento terrorista o pornografía infantil.

Un problema añadido es que la definición de estos dos conceptos es bastante inconcreta y, por ejemplo, podría incluir la pornografía simulada con dibujos. Tampoco se considera una protección para periodistas o investigadores en tareas de investigación.

Las dos últimas restricciones, además, se combinarán con una reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal que permitirá la interceptación de comunicaciones sin orden judicial previa y el uso de programas espía y agentes encubiertos que compartan archivos ilícitos.

 http://www.media.cat/es/2015/02/13/sis-restriccions-de-la-llei-mordassa-a-les-llibertats-dinformacio-i-expressio/

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*