Israel no debe perseguir a los periodistas palestinos, por @FeSPeriodistas

FESP logo nuevoLa FIP pide la liberación del informador Mustafa Al-Kharouf y condena las acciones israelíes que han violado sus derechos fundamentales.

Las autoridades israelíes han detenido al periodista palestino Mustafa Al-Kharouf el 22 de enero pasado y han intentado deportarlo a Jordania el 21 de julio. La Federación Internacional de Periodistas (FIP), a la que pertenece la FeSP, y el Sindicato de Periodistas Palestinos (PJS), han condenado esas acciones como violaciones graves de los derechos fundamentales del periodista y han pedido a Israel que deje de obstruir el trabajo de los periodistas palestinos.

Mustafa Al-Kharouf, de 33 años, nació en Argelia y llegó a Palestina con su familia a la edad de 12 años. Ahora vive en Jerusalén, pero las autoridades israelíes le negaron repetidas veces la condición de residente permanente, lo que lo hace apátrida.

A raíz de una decisión del Tribunal Supremo, las autoridades israelíes intentaron expulsarlo a Jordania pero este país no lo aceptó, ya que las leyes internacionales prohíben la expulsión de un civil de los territorios ocupados.

Al-Kharouf es un reportero gráfico de la Agencia Anadolu (AA), que ha expuesto repetidamente los ataques israelíes contra los derechos de los ciudadanos palestinos.

El PJS ha considerado: "La detención continua de Al-Kharouf y la intención de mantenerlo alejado de su tierra natal y desu familia son un ataque descarado contra su derecho a vivir y trabajar en la ciudad de Jerusalén, donde vive y trabaja desde hace 20 años. También es un ataque contra la prensa y un aumento en la serie de ataques que tienen lugar impunemente”.

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*