¿Está ya todo dicho sobre Cataluña?, por Emilio Fuentes Romero (@efurom1)

Está ya todo dicho sobre Cataluña? 
Particularmente poco puedo añadir a los ríos de tinta que, en forma de análisis, reportajes, entrevistas o artículos de opinión, inundan estos días nuestros medios. Hoy tan solo me quiero fijar en un pequeño detalle:
 
En una carta del Lector de El Periódico, Cristina Guerrero se pregunta qué aprendimos de la Guerra Civil y concluye: 
 
En el pasado luchamos porque estábamos divididos. Más 80 años después, no hemos aprendido nada: hoy Catalunya está dividida".
 
Detengámonos un momento antes de pasar a otras noticias y preguntémonos cómo es posible que no hayamos aprendido nada 80 años después. He aquí, apenas enunciadas, algunas claves: 
1. Después de la Guerra Civil nadie, ni republicanos ni franquistas, querían hablar de la tragedia ni inocular  a sus hijos y nietos el virus del odio.
 
      2. Durante el franquismo, los libros de Historia los escribieron los vencedores, destacando las figuras de Viriato, Don Pelayo, El Cid o los Reyes Católicos. Capítulos como la Revolución francesa, la Ilustración o Las Cortes de Cádiz no interesaban y del siglo XX, lo mejor era no hablar.
       
      3. La Constitución del 78 introdujo la Libertad de Cátedra. Bien. Pero las cátedras de Historia siguieron ocupadas hasta muy recientemente por los mismos que las habían ocupado durante la Dictadura. La prueba de ello es el Diccionario Biográfico Español elaborado por la Real Academia de la Historia.
 
      4. Las leyes de Educación se han aplicado sin un Pacto por la Educación, ergo…cada partido que ha gobernado ha intentado eliminar la anterior e imponer la suya. La LOMCE, que teóricamente había venido para ordenar este marasmo, no ha servido más que para ampli(fic)arlo.          5. La Historia que se enseña en Cataluña  no es la misma que se enseña en Albacete, Huelva o Pontevedra. Recientemente, hasta los editores se han quejado de las múltiples versiones que deben hacer de los libros de texto.
5    
 
           
 
 
 
      6. En los medios de comunicación,  múltiples colectivos han expuesto en los últimos meses su punto de vista sobre el procés: desde los sindicatos  hasta un colectivo de 400 profesores de Derecho Internacional .
         7. Los profesores de Historia, como colectivo, han permanecido ajenos al debate. Los medios ofrecen opiniones personales de historiadores como Josep Fontana , José Álvarez Junco,  Gabriel Tortella,  Juan Francisco Fuentes, Julián Casanova… pero se echa de menos un manifiesto colectivo
 
         8. No tiene nada de particular. En este país, la Historia no interesa y los historiadores han sido arrinconados: Una Licenciatura en Historia carece de prestigio. El número de horas dedicado a la asignatura viene siendo recortado desde hace varios lustros. La enseñanza de la Constitución ha desaparecido y el papel de los Profesores de Historia en la sociedad civil...
       9. Sin embargo, los historiadores pueden, como pide Jordi Canal en su Historia mínima de Cataluña (2015) "explicar la historia de Cataluña -y la de España, añadiría yo- con normalidad, sin prejuicios, de manera desapasionada y no lineal, en su contexto y, asimismo, atendiendo a su complejidad" (p. 14).       

1 Comment

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*