EEUU: El periodista Barrett Brown podría ser condenado a 105 años de cárcel, por Reporteros Sin Fronteras (@rsf_es)

Reporteros Sin Fronteras manifiesta su alarma por los cargos a los que se enfrenta actualmente el periodista de investigación estadounidense Barrett Brown, colaborador de The Guardian y de Vanity Fair, que podría ser condenado hasta a 105 años de cárcel. Antes de ser detenido, en septiembre de 2012, el periodista investigaba el contenido de los más de cinco millones de correos electrónicos pirateados a la empresa privada de inteligencia y espionaje Stratfor. La compañía había sufrido un ataque informático en su web y servidores y sus mails terminaron siendo publicados por WikiLeaks. Brown está detenido en la actualidad en dependencias federales y se prevé que su proceso se inicie el próximo mes de septiembre.

El robo de la información a Stratfor permitió desvelar las oscuras relaciones entre los servicios de inteligencia gubernamentales y las empresas de seguridad privadas. Entre los contenidos de los correos electrónicos se encontraron conversaciones sobre “oportunidades de secuestro y de asesinato”, según el semanario estadounidense The Nation. En uno de los mensajes, el vicepresidente de inteligencia de StratFor, Fred Burton, incluso sugería “aprovechar el caos en Libia para secuestrar a Abdekbaset al-Megrahi, autor del atentado de Lockerbie, que había sido puesto en libertad por razones humanitarias debido a su enfermedad terminal”.

“Barrett Brown no es un criminal ni tampoco un delincuente”, ha precisado Christophe Deloire, Secretario General de Reporteros Sin Fronteras. “No infiltró ningún sistema y no parece tener el conocimiento técnico para hacerlo. Es un periodista de investigación que simplemente cumple su deber profesional investigando un caso de interés público. La pena de 105 años de prisión que podría recibir es peligrosa y absurda. Máxime teniendo en cuanta que Jeremy Hammond, quien se declaró culpable del robo de información a Stratfor, podría pasar un máximo diez años en prisión. Amenazar a un periodista con una condena tan larga constituye un verdadero aliciente a la autocensura para todos aquellos que se dedican a investigar”, añade Deloire.

Leer más

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*