Divino Divar, el Intocable, por Adrian Vogel (@adrianmundano)

El malagueño Carlos Divar, presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, protagoniza el enésimo escandalo institucional del país. A la espera de la reunión de la cúpula judicial del próximo jueves la Fiscalía archivó la denuncia por malversación de caudales públicos.

Independientemente de la opinión de cada cual respecto a la ética de los hechos, hay varios aspectos de la conducta del magistrado supremo que llaman la atención:

  • Todos los presuntos actos oficiales a los que acude el Sr. Divar coinciden en su proximidad a fines de semana y fiestas de guardar.
  • Hay un trato de favor a su provincia natal. Y así lo demuestra su agenda de viajes. Todo parecería indicar que Marbella y Puerto Banús son los imanes que le atraen. En total desde 2008 son 20 viajes en findes de 4 días (la llamada “semana caribeña”).
  • Un magistrado de su rango, y más aún si tenemos en cuenta que sufrió un atentado terrorista, moviliza a los cuerpos de seguridad del Estado. Sus itinerarios no parecen tener en cuenta la crisis que vivimos desde hace unos años. Poca sensibilidad demuestra Don Carlos.
  • Soltero y sin compromiso se hace acompañar presuntamente por su sobrino. Religioso como es conocerá la tradición de los “sobrinos” de sacerdotes y autoridades eclesiásticas (en sus dos versiones). En el cuadro de gastos, publicado por El País, no se especifica quien ha pagado la compañia, claramente privada. Y alejada de cualquier aspecto protocolario.
  • De los 20 desplazamientos revelados tan solo 4 fueron viajes oficiales y solo se conoce el motivo de otros 2 desplazamientos. Del total de veinte 13 fueron mixtos (privados/oficiales) y 4 privados (igualando el numero de los oficiales).

La Monarquía española desde Carlos I –oficializando una costumbre visigoda- otorga la Grandeza de España. Aunque la verdad es que no es hasta 1812 cuando el circulo de privilegiados se extiende más allá de Castilla. Dado el actual estado de cosas, en el que distintos dignatarios y millonarios gozan de total impunidad, propongo un nuevo titulo nobiliario: Intocable de España. El divino Divar desde luego gozaría de esta nueva prebenda. De hecho ya se beneficia de ella. Como Camps, Botín, Chaves, Gallardón, MAFO, Mas, Rato, Trillo, Undagarín, y un largo etcétera que está en la mente de todos.

P.D.: mi ingenuidad me inclina a pensar que la incomprensible decisión de la Fiscalía, archivando el caso, forma parte de un pacto. Y habría sido el primer paso para culminar con la dimisión de Divar, en la reunión del próximo jueves del CGPJ. Wishfull thinking que dicen los estadounidenses… veremos.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*