Día Mundial por la Libertad de Prensa, por @fape_fape

Para conmemorar este  3 de mayo,  periodistas de todo el mundo están uniendo fuerzas para presentar consejos y garantizar una cobertura segura y justa de las elecciones, en un momento en que los políticos y sus partidarios están apuntando cada vez más a los reporteros

FIP MÉXICO portadaEn su campaña la FIP también ha expuesto el abuso de poder, la desinformación, el cierre de internet, la autocensura, el hostigamiento y la violencia como desafíos continuos que enfrentan los periodistas cuando hacen coberturas electorales.

La campaña de la FIP está pidiendo a los gobiernos que garanticen un ambiente de trabajo seguro para que se les permitan a los periodistas informar con total objetividad, imparcialidad y equilibrio, y que ningún/a política estigmatice a los medios.

Los afiliados a la FIP también han participado activamente en la lucha por la cobertura de elecciones libres. AJI en Indonesia apoyó un proceso de verificación de hechos durante las elecciones de abril; APU en Uruguay hace campaña contra la desinformación mediante el desarrollo de un “Pacto Ético” que los grupos políticos lo firmen;  el NUJU de Ucrania pidió que los políticos avalarán una declaración de libre expresión y en la RDC, las afiliadas de la FIP, SNPP y UNPC, colaboraron con la APJ de Bélgica y la FIP para capacitar a periodistas de todo el país en materia de información electoral en noviembre.

El tema del Día Mundial de la Libertad de Prensa de la ONU para este año es “ios para la democracia: periodismo y elecciones en tiempos de desinformación” y la FIP abordará los desafíos actuales que enfrentan los periodistas en las elecciones y la importancia de informar de manera completa y libre para que el público tome decisiones basadas en información en eventos en todo el mundo.

“Las elecciones representan una prueba de compromiso político con la democracia, cuando el impulso de manipular los medios de comunicación y de controlar la información es más fuerte entre los partidos gobernantes y los candidatos que se postulan para el cargo”, dijo el presidente de la FIP, Philippe Leruth. “Con demasiada frecuencia, los periodistas se ven sometidos a una presión enorme e innecesaria y pedimos a todos los gobiernos que tomen precauciones específicas para permitir que los periodistas informen libremente”.

Para apoyar su campaña, la FIP ha recopilado una serie de testimonios de activistas sindicales de todo el mundo cuyos países acaban de pasar o realizarán elecciones este año y donde la cobertura electoral se ha visto afectada por la autocensura, la desinformación y los ataques a los medios de comunicación y al derecho a informar.

En Filipinas, Nonoy Espina, presidente de NUJP, señala la incidencia del hostigamiento y las amenazas que resultan en una mayor autocensura entre los periodistas. “Esto tiende a restar valor a la calidad de la cobertura, tanto del proceso de elección como de los candidatos, aunque los informes superficiales también han sido un problema perenne”, dice.
“Hay una cacofonía de voces que gritan por todas partes. La desinformación es la mayor amenaza para cualquier proceso electoral, sin importar qué tan bien esté organizado el marco electoral, y Sudáfrica no es una excepción”, dice Tuwani Gumani, secretaria general de la Asociación de Trabajadores de Medios de Sudáfrica (MWASA).

“Notamos una tendencia de los políticos a descalificar sistemáticamente el trabajo de los periodistas que publican información con la que no están de acuerdo”, dice Sophie Lejoly, Secretaria General Adjunta de AJP, Bélgica.
La FIP ha publicado nuevos consejos sobre informes de elecciones que combinan ética profesional y consejos de seguridad para apoyar a periodistas de todo el mundo.

“Elevar los estándares en el periodismo a niveles de expectativas públicas durante la campaña electoral es más relevante que nunca, en el clima actual donde las noticias falsas alimentan la desinformación en redes sociales cada vez más influyentes. Al mismo tiempo, cubrir elecciones conlleva algunos riesgos de seguridad, que los periodistas deben evaluar, prevenir y reducir “, dice Philippe Leruth.

La FIP recuerda que 15 periodistas han sido asesinados este año mientras ejercían su trabajo.

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*