Cierra La Comunidad, por Emilio Fuentes Romero (@efurom1)

Ayer, como casi todos los días durante los últimos siete años, me disponía a entrar en mi blog "europe@s", alojado en La Comunidad de blogs elpais.com. Pero ayer fue diferente. En lugar de tener acceso al blog, encontré el siguiente mensaje:

Estimado usuario: EL PAÍS dejó de albergar los blogs de La Comunidad el pasado 26 de agosto. Los responsables de las bitácoras pueden exportar su contenido (...) Muchas gracias por su confianza. Reciba un cordial saludo, El equipo de La Comunidad

¿Qué se esconde tras estas amables y cordiales palabras?

1. Me parece que los "responsables" (se evita decir autores, tal vez por aquello de los derechos) de los blogs somos lectores de EL PAIS  desde hace años. Lo menos que nos merecemos es una explicación. Pero si no se la dio a sus trabajadores...




2. Los lectores y los " responsables" comprendemos la  crítica situación  que se vive en EL PAIS al menos desde 2012,  pero no compartimos las decisiones que se han tomado en PRISA y que han desembocado en esta ruinosa situación.


3. Entendemos que esta decisión está vinculada  con la llegada de nuevos inversores y, en concreto, con la llegada a la dirección de Antonio Caño . Prueba de ello es que hace unos meses, envié un correo electrónico al defensor de El País (Tomás Delclós) preguntando acerca de un eventual cierre de la comunidad.

Su respuesta fue clara y concisa: no estaba en la mente de los responsables cerrar La comunidad.

4. Me pregunto qué beneficios puede aportar a EL PAIS este cierre ya que resulta evidente que  su edición digital perderá miles (¿millones?) de visitas a sus páginas y la edición impresa perderá numerosos lectores. Todo ello en un momento en que se necesita desesperadamente aumentar los ingresos por publicidad...

5. La manera de proceder de EL PAIS  me parece de lo más cuartelera. Han actuado con nocturnidad y alevosía, en pleno mes de agosto, siguiendo el principio del "ordeno y mando", de "cierro esto cueste lo que cueste".

 Un diario "con una clara vocación de europeo" (1), que tanto contribuyó a la Transición, que se convirtió en un periódico de prestigio internacional, está siendo desmantelado y ha roto el diálogo con sus lectores y  con sus colaboradores, con sus trabajadores y hasta con algunos de sus accionistas, dejando así de ser un medio de comunicación para llegar a ser un medio de propaganda al servicio del establisment .

 Parafraseando a Ortega y Gasset, "Delendus est EL PAIS". Traducción libre: No quedará piedra sobre piedra...



-------
(1) Art. 1,1 del Libro de estilo de El País. p.12


2 Comments

  1. Hola Caminito: Acabo de ver tu comentario. Disculpa que no te haya dado las gracias antes. Es que aquí casi nadie comenta y al final uno termina por no mirar los comments. Con tu permiso voy a poner en fcbk, en el apartado #cierralacomunidad un enlace a tu post. Saludos!

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*