Batalla para preservar las fuentes informativas, por @FeSPeriodistas

Distintas iniciativas coinciden en la necesidad de preservar las fuentes de información de los periodistas y la tarea de los alertadores o whistleblowers.

“En los últimos casi diez días han coincidido varios acontecimientos que han tenido como común protagonista la necesidad de preservar las fuentes de los periodistas y la tarea de los alertadores o loswhistleblowers, en su expresión inglesa.” Así lo señala en su blog el periodista Francesc Rafols, secretario de comunicación del Sindicat de Periodistes de Catalunya (SP-FeSP) que enumera entre esos hechos el anuncio del pasado 30 de mayo del presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, “quien prometió que la UE aprobará en los próximos meses la directiva para proteger a los alertadores. El segundo hecho es el V Congreso del Sindicato de Periodistas de Andalucía (SPA) donde, en unos debates previos abiertos, participaron el secretario general de la Federación Europea de Periodistas, Ricardo Gutiérrez, y, entre otras, la periodista Mercè Molist. Gutiérrez habló de las nuevas opciones de empleabilidad de los periodistas en Europa y Molist sobre ciberseguridad e información.

El pasado 7 de junio, el Grupo de los Verdes del Parlamento Europeo, organizó en Bruselas una mesa redonda con varios expertos para hablar de las nuevas tendencias en el periodismo en Internet y de como los periodistas y los medios de comunicación responden a ese reto. Finalmente, tenemos las declaraciones de la primera ministra británica, Theresa May, hechas a raíz de los atentados en Manchester y Londres en las que se mostraba partidaria de priorizar la seguridad frente el terrorismo aunque esto suponga restringir derechos y libertades a la ciudadanía. Son cuatro piezas diferentes que forman parte de un mismo mosaico.

El anuncio o promesa de Juncker es importante porque de vez en cuando aparecen los pronunciamientos como el de May –o días antes de quien, en España, era Fiscal Anticorrupción, Manuel Moix, que planteó la necesidad de perseguir a los alertadores– que amenazan el derecho a la información. La Federación Europea de Periodistas (FEP) valoraba las palabras del presidente de la CE como ‘un paso importante hacia una protección de los denunciantes en el ámbito europeo” y afirmaba que “la denuncia de irregularidades es un aspecto fundamental de la libertad de expresión y que los denunciantes son importantes fuentes de información para los periodistas”.

Dice Rafols que “el reconocimiento legal de la figura del alertador o denunciante llega en un momento en que están aumentando las prácticas espías de los gobiernos sobre los periodistas. Por eso, la cuestión de la ciberseguridad en el ámbito de la información cada vez está más presente en los foros de debate profesionales y sindicales.”

Tras otras consideraciones Rafols advierte de que “las palabras de Theresa May o las de Moix van en dirección contraria a la promesa de Juncker” y aporta la definición de alertadores que explica que estos no se dedican “a explicar intimidades de famosillos”, sino a “la revelación de información relacionada con actividades corruptas, ilegales, fraudulentas o peligrosas, que sean cometidas desde el sector público o privado.”

Hace un mes, el 8 de junio, la plataforma británica Campaign For Freedom Information (CFOI), alertaba contra los cambios que se quieren hacer en la Ley de Secretos Oficiales. Esta reforma, denuncia la CFOI, podría suponer «el encarcelamiento de funcionarios públicos y periodistas por revelar información» que, por otro lado, cualquier ciudadano puede reclamar a la administración.

Varios escenarios con una misma preocupación. Las restricciones al derecho a la información que pueden acabar perjudicando gravemente al periodismo y a la calidad democrática de la sociedad”, concluye.

Fuente: https://francescrafols.wordpress.com/2017/06/09/batalla-per-preservar-les-fonts-informatives/

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*