Adiós a la temporada 2012/2013, por Pablo Poza Pérez (@ppozaperez)

Última jornada de la Liga BBVA 2012/2013, y cuanto menos frenética, angustiosa para muchos, y sin aliento hasta el final del descuento.

LEVANTE-BETIS

El Barcelona, con su victoria ante el Málaga, igualó el récord de los 100 puntos del Real Madrid de Jose Mourinho. El conjunto de Tito Vilanova, del que se despidió el francés Eric Abidal, dejó sentenciado la victoria y el récord en el primer cuarto de hora con los goles de David Villa, Cesc Fábregas y Martín Montoya. Andrés Iniesta completó la faena y el Málaga salvó el honor con una gran volea del chileno Pedro Morales, quien firmó el definitivo 4-1 en el adiós también de Manuel Pellegrini como técnico del cuadro malaguista.

Justo antes el Real Madrid había despedido a Jose Mourinho con la afición dividida y una victoria por 4-2 ante el Osasuna, que jugó más pero no pudo con la pegada de un equipo blanco con un once plagado de novedades. Aunque el argentino Gonzalo Higuaín, que posteriormente anunció su marcha, y el ghanés Michael Essien parecieron sentenciar el choque, el conjunto navarro, salvado la pasada jornada, llegó a igualarlo gracias a las dianas de Roberto Torres y Álvaro Cejudo. Para fortuna de los madridistas apareció la magia del francés Karim Benzema y al final el acierto de José Callejón para acabar la campaña liguera invicto en el Santiago Bernabéu, pero a quince puntos del campeón, la distancia más grande de la historia del primero sobre el segundo.

El Atlético por su parte, pone la guinda a la temporada, con el 1-3 frente al Zaragoza en La Romareda. Los rojiblancos a pesar de sus numerosas bajas y de no jugarse nada, dieron muestras de querer sumar tres nuevos puntos a su casillero en su sobresaliente temporada en la que además de la Copa del Rey hace varias semanas que tenían asegurada la tercera posición. Los hombres de Diego Simeone tenían a Diego Costa a su hombre más incisivo y disfrutó de un par de claras ocasiones, la primera en un remate de cabeza que se estrelló en el larguero y después en una cabalgada en la que dejó atrás a los defensores maños y solo ante Leo Franco no fue capaz de colocar con acierto su disparo lejos de su alcance.

CON ‘C’ DE CHAMPIONS

La Real Sociedad acabó la temporada con la alegría de clasificarse para la Liga de Campeones. El encuentro de Riazor fue el que más sensaciones encontradas vivió porque mientras el Deportivo quedó sentenciado, la Real Sociedad del francés Phillippe Montanier, que dirigirá al Rennes la próxima temporada, gracias a su victoria por 1-0 ya está en Champions y el Valencia quedó derrotado en Sevilla (4-3). El tanto del joven francés Antoine Griezmann disparó el sueño donostiarra y castigó al Deportivo.

La Real, que dependía del resultado del Valencia en el Sánchez Pizjuán y apenas tenía el balón en el césped de Riazor, se metió en su campo, preparado para contraatacar, y amenazó a Aranzubia a los seis minutos con un disparo del mexicano Carlos Vela. La ansiedad del Deportivo en ataque se convirtió en nerviosismo en defensa, patente en un fallo de Aythami Artiles que salvó Manuel Pablo y en un mal pase de Aranzubia justo antes de que Riazor cantara algo histórico, un gol del Valencia al Sevilla en el Sánchez Pizjuán para que la Real Sociedad bajara los brazos.

El Deportivo afrontó los últimos minutos con un jugador más por la doble amarilla de Markel Bergara, pero fue incapaz de batir a la Real Sociedad, que vuelve a la Liga de Campeones diez años después.

EUROPA

El Valencia no jugará en la próxima campaña su cuarta Liga de Campeones consecutiva y se tendrá que conformar con participar en la Liga Europa. El Sevilla FC ganó por 4-3 al Valencia con cuatro goles marcados por Álvaro Negredo, con lo que dejó a los valencianistas sin Liga de Campeones ante el triunfo de la Real Sociedad en Riazor, mientras que los sevillistas acaban novenos. Los valencianos, con dos puntos más que la Real Sociedad, tenían que ganar para amarrar el cuarto puesto o hacer lo mismo que los vascos, exactamente igual que los sevillanos pero en relación con el Getafe.

El conjunto valenciano era el que más posibilidades tenía de acabar la Liga en cuarta posición en la última jornada del campeonato, pero no lo ha logrado y su único consuelo será el de jugar el segundo torneo continental.

El Levante y el Real Betis Balompié cerraron la Liga con un empate a un gol que dejó a los locales sin opciones de jugar en Europa, mientras que el conjunto sevillano sumó un punto que le permite acabar séptimo y jugar la próxima temporada la Liga Europa.

Ambos conjuntos despidieron el campeonato con un buen encuentro y un justo empate, en el que los locales fueron mejores en el primer tiempo pero el Betis lo fue en el segundo. Los dos equipos salieron con descaro a por la victoria y abrieron pronto las hostilidades. Nikos, por el Levante, y Pabón, pudieron inaugurar el marcador cuando todavía no se había alcanzado el minuto 5 de partido. El Levante bien plantado atrás cedió al Betis el dominio del balón para lanzar peligrosos contragolpes que no encontraron el premio del gol, ante un Betis que no terminaba de estar fino en tareas defensivas. Los de Pepe Mel buscaron la victoria en la recta final para asaltar la sexta plaza del campeonato, pero su dominio no se tradujo en ocasiones claras y el partido acabó con el empate para bajar el telón de la liga en el Ciutat de Valencia.

El Málaga queda en la sexta posición, con lo que opta a Europa, pero está pendiente de los resultados del TAS, que si sale finalmente sancionado no podría jugar y dejaría un puesto vacante en la competición, el cual sería ocupado por el Rayo, que para más inri no cumple los requisitos de la UEFA. El club vallecano como ya comenté en post anteriores, anda inmerso en concurso de acreedores y mantiene deudas con otros clubes, jugadores y entidades con los que aun no ha llegado a un acuerdo para firmar el convenio y acordar los pagos. De esta manera, seguiría libre esa plaza para jugar la Europa League, y tirando cae de rebote al Sevilla que obtiene la novena plaza, encontrándose así con un regalo después de la no muy buena temporada que ha realizado.

EN CAMPO NEUTRO

El Granada confirmó su gran final de temporada con una victoria por 2-0 sobre el Getafe, que se queda sin ningún tipo de posibilidad de jugar la próxima temporada la Liga Europa.

Los goles de Nolito y de El Arabi, uno en cada tiempo, bastaron para que los rojiblancos pusieran ante su afición la guinda a la permanencia lograda la pasada semana ante un conjunto getafense inferior y que apenas creó peligro en todo el partido. El broche final a la temporada lo puso la despedida tributada en los últimos minutos al capitán Manolo Lucena, que tras diez campañas en el club, en las que pasó de Tercera a Primera División, jugó su último partido con el club.

El Athletic Club de Bilbao, que después de empezar perdiendo en Vallecas dio la vuelta al marcador con tantos de Susaeta y Aurtenetxe, quedando 2-2 frente al Rayo.

Inmejorable ambiente de fútbol el que se vivió en Vallecas para cerrar la temporada, con una buena entrada de público y muchísimo colorido en las gradas que dio aire de auténtica fiesta al encuentro durante los noventa minutos. Con el Rayo volcado en el área del Athletic se llegó a los últimos minutos, en los que el ‘Mudo’ Vázquez, con un disparo ajustado que se marchó fuera, tuvo la ocasión más clara, aunque el partido terminó con un reparto de puntos.

A SEGUNDA

El Mallorca ha descendido a Segunda división pese a ganar 4-2 al Real Valladolid, un triunfo inútil, ya que los mallorquinistas no dependían de sí mismos en la última jornada. El Mallorca, en ventaja casi todo el partido, jugó pendiente de lo que hacían sus rivales directos, ante un Valladolid que no se jugaba nada, aunque planteó un partido muy digno. El Mallorca, tras 16 años en Primera, vuelve a Segunda división. Sus jugadores, desolados, abandonaron el campo, algunos de ellos, con lágrimas en los ojos.

El milagro en forma de triple carambola, finalmente, no se produjo, y la victoria del Celta ante el Espanyol hundió definitivamente a los mallorquinistas. El Celta se salvó de la quema con una victoria por la mínima (1-0) sobre el Espanyol con tanto Natxo Insa, que, unida al traspié de su más enconado rival, el Deportivo de La Coruña, propició el milagro que necesitaban los vigueses para seguir un año más en la máxima categoría del fútbol español.

El equipo coruñés, que jugó con uno más los últimos seis minutos de partido por expulsión de Markel Bergara, no pudo con el fantasma de hace dos temporadas, cuando también se fue a Segunda en la última jornada del campeonato ante el Valencia, que, al igual que la Real Sociedad, vestía de naranja. El Deportivo, como entonces, dependía de sí mismo para salvarse, salió revolucionado, buscó el gol desde el pitido inicial y a punto estuvo de encontrarlo en los primeros segundos con un disparo de Bruno Gama desde la frontal del área, pero al igual que hace dos años, comenzó a fracasar en su intento de salvarse.

El Real Zaragoza descendió a la Segunda División tras su derrota ante el Atlético de Madrid en la última jornada de Liga, y regresó tres años después al fútbol de plata. No siempre es posible salvar la temporada en 90 minutos. Esta debe ser una de las lecciones que aprendió el zaragocismo. Después de dos temporadas coqueteando con el descenso, los de Jiménez dijeron adiós. La última jornada, ante su público, tuvo tintes dramáticos cuando ninguna de las posibles combinaciones que debían darse para que se salvara se produjeron.

Así termina la Liga BBVA, que da paso a fichajes, traspasos, hasta la próxima temporada 2013/2014, dando la bienvenida de momento al Elche, ya que falta por disputarse varios partidos en la Liga Adelante.

Deja un comentario

Su dirección de email no será pública.


*