Javier Astasio
Blogueros

Las malas compañías, por Javier Astasio

 
 
Supongo que no es plato de gusto presidir un gobierno y tener que desayunarse un domingo, el que dicen de Resurrección, tragando un sapo del que el diario EL PAÍS sirve hoy en la mesa de Alberto Núñez Feijóo, presidente gallego y, dicen, uno de los hipotéticos recambios de Mariano Rajoy, para quien en más de una ocasión ha sido un incómodo Pepito Grillo.
Las fotos del presidente de la Xunta junto al narcotraficante gallego Marcial Dorado, hablan por sí mismas, especialmente aquella en que aparece al timón del yate de Dorado. Son fotos de hace veinte años y están tomadas por alguien que comparte con el entonces alto cargo de la Administración y el entonces sólo contrabandista, aunque a gran escala y suficientemente conocido como para que un alto cargo con aspiraciones de prolongar su carrera política, evitase dejarse ver junto a él.
O todo lo contrario, porque no hay que olvidar que, hasta que el contrabando gallego decidió poner su infraestructura y su experiencia al servicio del tráfico de cocaína, los capos gallegos, con negocios a uno y otro lado del Minho, eran respetados y halagados como lo que en el fondo eran, magnates de una "industria" tolerada y asumida por la sociedad gallega.
Por lo que parece, las fotos puestas en circulación por vete a saber quién antes o después acabarán minando el prestigio del presiente de la Xunta, porque, al contrario de otros casos, Feijóo no parece que su "amistad" con Dorado fuese previa a sus actividades ilegales -no era un pariente ni un amigo de la infancia- y es de suponer que estaba al cabo de la calle como cualquier ciudadano de a pie en cuanto al origen de los florecientes negocios del contrabandista.
Tiempo después, como relatan Xosé Hermida y Elisa Lois en la información que publica EL PAÍS, Feijóo se traslado a Madrid para ponerse al frente del Insalud, reclamado por el entonces ministro de Sanidad de Aznar, Romay Becaría, en cuyo entorno se movía el testaferro de Dorado, mientras el contrabando, en Galicia y, por tanto, el que ejercía la red controlada por Marcial Dorado, se tornó narcotráfico, comenzó a perder prestigio, aunque durante un tiempo lo mantuvo, y el capo acabó procesado por narcotráfico y condenado a catorce años de prisión.
El tiempo ha seguido pasando y hoy los amigos que posan en el puente, frente a Baiona, han segundo caminos muy diversos que les han llevado a destinos, digamos, paradójicos. Pero el pasado vuelve a veces para jugar malas pasadas, bromas pesadas como esta con al que tendrá que lidiar el a menudo locuaz Núñez Feijóo, quien en los próximos días, si no hoy mismo, tendrá tendrá que dar muchas explicaciones sobre aquellos días en que la sociedad gallega y él mismo se dejaban conducir por una moral más que "distraída". 
Otra cosa será saber quién y por qué ha sacado a la luz estás fotos hechas  hace veinte años bajo el sol del verano pontevedrés que tendrán  el mismo efecto que un torpedo lanzado contra la línea de flotación de la carrera política del emergente político gallego.  
 
 
Puedes leer más entradas de "A media luz" en http://javierastasio2.blogspot.com/ y en http://javierastasio.blogspot.es y, si amas la buena música, síguenos en “Hernández y Fernández” en http://javierastasio.blogspot.com/
 

...

Blogs

The real story of superheroes, por Elvis Herrada (@Seycko)

Para todos los incendiarios que viven en yanquilandia, les tenemos una noticia que los dejará prendidos, puesto que nuestro causita Dulce Pinzón está presentando su muestra The Real Story of Superheroes - Book Presentation and Signing que se realizará en el Center for the Study of Ethnicity and Race y en Columbia University in the City of New York ubicados en 423 Hamilton Hall / 1130 Amsterdam Avenue, New York, New York 10027. ¡Ya lo saben!

INCÉNDIATE!

...

Blogs

Habemus Papa mediático, por @Amparosuaymad

El pasado día 16 de marzo asistí a una conferencia de Gustavo Entrala, CEO de 101 cientouno, agencia de publicidad especializada en el mundo digital con un fuerte componente estratégico y creativo. Recientemente ha trabajado para la Santa Sede enseñando, por ejemplo, al propio Benedicto XVI a tuitear, hecho que le ha hecho mundialmente famoso [...] ...